BIENVENIDOS A CONTAFINANZA

CONTABILIDAD Y FINANZAS E IMPUESTOS


PROCESO DE FISCALIZACIÓN DE LA DGI




Por: Henry Castellón Morales

PROCESO DE FISCALIZACIÓN DE LA DGI (Dirección General de Ingresos)

Proceso de fiscalización de la DGI

Este artículo es la presentación del seminario "Proceso de fiscalización de la DGI" impartido por el MSc. Henry Castellón Morales, Titulado con la Licenciatura en Contaduría Pública y Auditoría y con la Maestría en Derecho Tributario. 

El Debido Proceso de Fiscalización de la DGI inicia con la notificación al contribuyente de la credencial emitida por la Administración de Rentas o Dirección de Grandes Contribuyentes y culmina con la notificación de la Resolución Determinativa.

(También te puede interesar: Rentas de capital inmobiliario)

Actualmente, la culminación del Proceso de Fiscalización implica la determinación de reparos o ajustes fiscales, los cuales para que sean legítimos, deben contener fundamentos técnicos y legales. Caso contrario, se les clasifica como ajustes con nulidad absoluta.

El Proceso de Fiscalización incluye obligaciones y derechos para el contribuyente, por lo cual, el Estado debe garantizar y tutelar dichos derechos, debido a que, en caso contrario, dicho proceso se convertiría en un proceso viciado y arbitrario, por lo cual, legalmente sería impugnable y anulable.

Objetivos del seminario de fiscalización de la DGI


General: Describir el Debido Proceso de Fiscalización de la DGI, con el propósito de que los participantes adquieran conocimientos técnicos y legales que puedan ser aplicados ante una auditoría fiscal.

Específicos:

1. Presentar definiciones pertinentes al Proceso de Fiscalización.
2. Exponer el Debido Proceso de Fiscalización, desde su inicio hasta su culminación.
3. Mostrar la base legal esencial relacionada al Proceso de Fiscalización.
4. Explicar el Flujograma del Proceso de Fiscalización.

Definiciones


Debido: Justo, razonable. (Vox. Junio 1995. Diccionario Manual Ilustrado de la Lengua Española, pág. 349)

Proceso: Progreso (acción). Conjunto de las fases sucesivas de un fenómeno o de una serie de fenómenos. (Vox. Junio 1995. Diccionario Manual Ilustrado de la Lengua Española, pág. 945)

(También podría interesarte: Cálculo del IR de Rentas del Trabajo)

Fiscalización: Es sinónimo de control, equivale a ejercer un dominio o supervisar con carácter de autoridad el comportamiento tributario en los contribuyentes (Dirección General de Ingresos. Junio 2009. Manual de Auditoría Fiscal, pág. 8).

Proceso de fiscalización:


Con las definiciones citadas de “proceso” y “fiscalización” se puede delimitar “proceso de fiscalización” como: 

El progreso de la acción de fiscalización.
El conjunto de las fases sucesivas del control sobre el comportamiento tributario de los contribuyentes.

Debido proceso: 


Con las definiciones de “debido” y “proceso” se puede explicar el “debido proceso” como el progreso de una acción (fiscalización) de una forma justa y razonable.

EL DEBIDO PROCESO CONFORME A LA CONTITUCIÓN POLÍTICA DE NICARAGUA


La Constitución Política de la República de Nicaragua, en su articulo 34 establece el derecho al debido proceso y literalmente expresa:

“Toda persona en un proceso tiene derecho, en igualdad de condiciones al debido proceso y a la tutela judicial efectiva y, como parte de ellas, a las siguientes garantías mínimas:

1. A que se presuma su inocencia mientras no se pruebe su culpabilidad conforme la ley.

2. A que sus asuntos sean juzgados sin dilaciones por tribunal competente establecido por la ley. No hay fuero atractivo. Nadie puede ser sustraído de su juez competente ni llevado a jurisdicción de excepción.


3. A ser sometido al juicio por jurados en los casos determinados por la ley. Se establece la acción de revisión.

4. A que se garantice su intervención y debida defensa desde el inicio del proceso o procedimiento y a disponer de tiempo y medios adecuados para su defensa.

5. A qué se le nombre defensor de oficio cuando en la primera intervención no hubiera designado defensor; o cuando no fuere habido, previo llamamiento por edicto. El procesado tiene derecho a comunicarse libre y privadamente con su defensor.

6. A ser asistido gratuitamente por un intérprete si no comprende o no habla el idioma empleado por el tribunal.

7. A no ser obligado a declarar contra sí mismo ni contra su cónyuge o compañero en unión de hecho estable, o sus parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad, ni a confesarse culpable.

8. A que se le dicte sentencia motivada, razonada y fundada en Derecho dentro de los términos legales, en cada una de las instancias del recurso, proceso o procedimiento y que se ejecuten sin excepción, conforme a Derecho.

9. A recurrir ante un tribunal superior, a fin de que su caso sea revisado cuando hubiese sido condenado por cualquier delito o falta.

10. A no ser procesado nuevamente por el delito por el cual fue condenando o absuelto mediante sentencia firme.

11. A no ser procesado ni condenado por acto u omisión que, al tiempo de cometerse, no esté previamente calificado en la ley de manera expresa e inequívoca como punible, ni sancionado con pena no prevista en la ley. Se prohíbe dictar leyes proscriptivas o aplicar al reo penas o tratos infamantes.

El proceso judicial deberá ser oral y público. El acceso de la prensa y el público en general podrá ser limitado por consideraciones de moral y orden público.

El ofendido será tenido como parte en los juicios desde el inicio de los mismos y en todas sus instancias.

El Estado protegerá a las víctimas de delito y procurará que se reparen los daños causados. Las víctimas tienen derecho a que se les proteja su seguridad, bienestar físico y psicológico, dignidad y vida privada, de conformidad a la ley.

(Te puede interesar: Depreciación de activos)

Las garantías mínimas establecidas en el debido proceso y en la tutela judicial efectiva en este artículo son aplicables a los procesos administrativos y judiciales”.

DERECHOS DEL CONTRIBUYENTE EN LA FISCALIZACIÓN 


El articulo 67 de la Ley N° 562 “Código Tributario de la República de Nicaragua” y reformas, establece que Para el ejercicio de la facultad fiscalizadora que ejerce la Administración Tributaria, los contribuyentes y responsables tendrán derecho a:

1. Que las fiscalizaciones se efectúen en su domicilio tributario; sin menoscabo que la administración tributaria pueda realizar fiscalizaciones de escritorio y otras actividades de fiscalización como lo dispuesto en el numeral 10 del artículo 103 de la presente Ley.

Tratándose de fiscalizaciones de escritorio no se exigirá a las autoridades fiscales la presentación de identificación institucional. Cuando dicha fiscalización se fundase en discrepancias resultantes de los análisis o cruces de información realizados, se comunicará mediante notificación del órgano tributario al contribuyente, de conformidad con el procedimiento establecido en los numerales 7 y 10 del artículo 103 de la presente Ley.

2. Exigir a las autoridades fiscales su cédula de identidad, identificación Institucional y credencial dirigida al contribuyente donde se ordene el tipo de fiscalización que se va a revisar. La credencial deberá contener los tributos, conceptos, períodos o ejercicios fiscales a revisar. El original de la credencial deberá entregarse al contribuyente o responsable;

3. Que una vez finalizada la fiscalización y antes de abandonar el local del contribuyente o responsable, la Administración Tributaria a través del auditor y del supervisor le comunicará mediante por escrito, que se dio por finalizada la auditoria y a que se le brinde información preliminar de lo verificado; todo de conformidad con los procedimientos así establecidos mediante normativa Institucional;

4. No estar sometido en forma simultánea a más de una fiscalización de la Administración Tributaria por iguales tributos, conceptos, períodos o ejercicios fiscales a revisar;

5. No ser fiscalizado por tributos, conceptos, ni períodos o ejercicios fiscales prescritos; y,

6. No ser fiscalizado o auditado por tributos, conceptos, ni períodos o ejercicios fiscales ya auditados integralmente por autoridad fiscal, salvo que la Administración tenga pruebas evidentes y suficientes de que se ha cometido evasión o defraudación tributarias en el período ya revisado.

FACULTADES DE LOS INSPECTORES O AUDITORES FISCALES (Arto. 148 del CTr.)


Los Inspectores o Auditores Fiscales dispondrán de amplias facultades de fiscalización e investigación, según lo establecido en este Código y demás disposiciones legales, pudiendo de manera particular:

1. Requerir cualquier información, en forma documental, medios magnéticos, vía internet u otros.

2. Requerir la comparecencia de contribuyentes para proporcionar informaciones con carácter tributario.

3. Verificar y fiscalizar el contenido de las declaraciones, para lo cual podrá auditar libros y documentos vinculados con las obligaciones tributarias.

4. Determinar de oficio los tributos que debe pagar el contribuyente o responsable

5. Comprobar la falta de cumplimiento de las obligaciones tributarias y aplicar sanciones.

6. Practicar inspecciones en locales de cualquier clase.

7. Presenciar o practicar toma de inventario físico.

8. Fiscalizar a las firmas privadas de Contadores Públicos y/o Contadores Públicos Autorizados, facultados para emitir Dictamen Fiscal.

9. Verificar el precio o valor declarado de los actos o rentas gravados, a fin de hacer los ajustes en el caso de los precios de transferencia, conforme los métodos que establezcan las normas tributarias correspondientes; y

10. Verificar si las declaraciones de los precios de las operaciones o rentas gravadas, no han sido subvaluados en montos inferiores a los que realmente corresponden, de acuerdo con el giro, características y políticas de precios del contribuyente.

PROCESO DE FISCALIZACIÓN


Objetivo del Proceso de Fiscalización


El propósito del “Proceso de Fiscalización” es estandarizar, regular y definir el procedimiento administrativo de fiscalización, bajo los diferentes métodos y sistemas de determinación de la obligación tributaria.

Responsables:


Son responsables de su aplicación la Dirección de Fiscalización en coordinación con los Departamentos de Fiscalización de las Administraciones de Rentas y de su cumplimiento; el Director de Grandes Contribuyentes, Administradores de rentas, Director de Fiscalización, Jefe de Fiscalización, Supervisores y Auditores.

Concepto de Auditoría fiscal:


Es el conjunto de procedimientos aplicados para comprobar la razonabilidad del cumplimiento de las normas tributarias y la aplicación de las normas de información financieras en las operaciones contables del contribuyente (Dirección General de Ingresos. Junio 2009. Manual de Auditoría Fiscal).

Contribuyentes a auditarse:


Los contribuyentes sujetos a revisión provienen del Plan Anual de Fiscalización (PAF), contribuyentes seleccionados por la Unidad Recaudadora (Administración de Rentas) y aquellos casos a solicitud del contribuyente.

El Jefe de Fiscalización, debe asignar a cada supervisor a través de comunicación escrita los casos que deben ejecutar en el trimestre, para que este los asigne a los auditores a su cargo.

Emisión y notificación de credencial:


Se realiza a través del Sistema de Información Tributaria (SIT). Los tipos de credenciales son:

1. Credencial dirigida
2. Credencial para programa masivo
3. Credencial administrativa y,
4. Notificación de diferencias

Los auditores deben presentarse en el establecimiento del contribuyente debidamente identificado a como lo establece el Arto. 67 numeral 2 del Código Tributario y notificar la credencial y requerimiento de información tributarla el mismo día. Una vez notificada la credencial, inicia la auditoría.

Elaboración del Plan de Auditoría:


Una vez asignado el caso al auditor y previo a la notificación de la credencial, éste debe analizar los antecedentes fiscales del contribuyente y proceder a realizar el Plan de Auditoria el cual debe ser elaborado por el auditor en conjunto con el supervisor, para definir los objetivos y el alcance de la revisión antes de notificar la credencial.

El Auditor debe elaborar el Requerimiento de Información Tributaria con base al plan de auditoría definido previamente.

Multa por no permitir la realización de la auditoría:


Si el contribuyente no brinda las facilidades para la realización de la auditoría, en10 días hábiles después de notificada la credencial y el Requerimiento de Información Tributaria, conforme lo establecido en el Artículo 103 numeral 7 del Código Tributario, el auditor informará al supervisor, para que este genere “Resolución por Infracción y sanción tributaria por incumplimiento de deberes y obligaciones, la cual deberá ser notificada al contribuyente.

La multa de entre un mínimo de SETENTA a un máximo de NOVENTA unidades de multa se aplica por cada día que el contribuyente impida la auditoría, conforme los Artículos 126 numeral 5 y 127 numeral 3 del Código Tributario.

Multa por no facilitar la auditoría:


Después de dos multas aplicadas, por no facilitar la auditoría, el auditor determinará la obligación tributaria sobre base presunta o sobre base objetiva conforme lo establece el Artículo 160 del Código Tributario y elaborará el Acta de Cargos en 10 días hábiles.

Multa por no suministrar información:


Si el contribuyente brinda las facilidades para la realización de la auditoría pero no suministra información, se multará; entre un mínimo de SETENTA a un máximo de NOVENTA unidades de multa, conforme los Artículos 126 numeral 7 y 127 numeral 3 del Código Tributario.

Declaraciones Sustitutiva:


Una vez iniciada una fiscalización, los impuestos y períodos en ella comprendidos, no podrán realizar declaraciones sustitutivas. Solo podrá restablecerse este derecho, cuando sea finiquitada la acción fiscalizadora, conforme lo establece el Artículo 71 del Código Tributario.

Si el contribuyente sustituye declaración en una auditoría, el auditor lo sancionará, de entre un monto mínimo de QUINIENTAS a un monto máximo de UN MIL QUINIENTAS UNIDADES DE MULTA conforme el Artículo 137 numeral 1 del Código Tributario, debiendo el contribuyente corregir la declaración o declaraciones a su estado original. Si el contribuyente no hiciera la corrección, el acta de cargos deberá reflejar el 25% en concepto de multa por el impuesto no pagado en la declaración original.

Ejecución de la auditoría:


Una vez iniciada la auditoría, el auditor debe realizar los análisis, conforme lo definido en el Plan de Auditoría. Si en el transcurso de la revisión requiere de información y esta no es presentada en el tiempo establecido, se aplica multa y se efectúa el ajuste.

El supervisor debe tener parte en todo el proceso de auditoría e involucrarse. 

Si en el proceso de auditoría se determinan infracciones administrativas tributarias, establecidas por el Artículo 126 del Código Tributario, el auditor informará al supervisor para que este genere la multa en base al Artículo 127 del Código Tributario.

Ampliación de la auditoría:


Si en el desarrollo de la revisión, el auditor y el supervisor determinan la necesidad de la ampliación de la auditoría por inconsistencias detectadas, deben solicitarlo por escrito, explicando las razones de la ampliación, al Jefe de fiscalización quien dará el visto bueno. Dicha solicitud formará parte de los papeles de trabajo del expediente de auditoría.

En caso de ampliación, se modificará en el Sistema de Información Tributaria (SIT), la credencial emitida y se generará una nueva credencial indicando el número de la credencial sustituida, la cual se notificará al contribuyente.

Finalización de la auditoría:


Concluido el proceso de análisis conforme el plan de auditoría, el auditor integrará el expediente de auditoría, con todos los documentos soportes, papeles de trabajo e informe de auditoría.

Antes de abandonar el local del contribuyente, el supervisor generará a través del SIT, la comunicación de finalización de auditoría y, en conjunto con el auditor, explicará los ajustes determinados al contribuyente, conforme el Artículo 67 numeral 3 del Código Tributario, entregando un tanto, al contribuyente. Además el contribuyente debe recibir; el acta resumen de documentos no suministrados y el acta de entrega de documentos.

Finalizada la auditoría, el auditor debe entregar el expediente de auditoría al supervisor para su revisión final.

Acta de Cargos:


"Es la pretensión de los ajustes o reparos de la revisión a la información suministrada por el declarante o las recibidas por otras fuentes” (Dirección General de Ingresos, 2006, Disposición Técnica No. 007-2006).

Se genera a través del SIT, se rubrica por el auditor y supervisor y se firma por el jefe de fiscalización y Director de Grandes Contribuyentes o Administrador de Rentas. Se debe notificar al contribuyente después de finalizada la auditoría conforme el Artículo 67 numeral 3 del Código Tributario.

Los ajustes notificados en Acta de Cargos, deben ser detallados y explícitos, con el objetivo que el contribuyente identifique el origen de los ajustes motivados, razonados y fundados conforme ley.

A todo ajuste se le debe aplicar una multa del 25% en concepto de impuesto omitido, de conformidad al Artículo 137 del Código Tributario.

El contribuyente o su representante debidamente acreditado, tendrá acceso a todo el expediente de auditoría, conforme el Artículo 88 del Código Tributario.

A partir de la notificación del Acta de Cargos, en el término de quince días hábiles el contribuyente deberá formular su descargo y presentar u ofrecer prueba de conformidad al Artículo 161 del Código Tributario.

Vencido el período probatorio, se generará del SIT y se notificará al contribuyente, el “Auto de Conclusión del plazo probatorio y estado de Resolución Determinativa”.

El auditor procede al análisis de las pruebas presentadas y determina la validez de las mismas.

Resolución Determinativa:


Concluido el plazo probatorio y analizadas las pruebas, se deberá elaborar la Resolución Determinativa en tres tantos, el original se entrega al contribuyente, una copia al expediente, una copia al departamento de cobranza y se debe notificar al contribuyente. Esta resolución debe cumplir con los requisitos establecidos en el Arto. 162 del Código Tributario.

Cumplimiento de sus obligaciones: Al vencer el plazo para la presentación de pruebas, se procede a incorporar y notificar la REDE. El contribuyente tiene 5 días para cumplir con sus obligaciones según el Arto. 163 del CTr.

Resolución Determinativa sin ajustes:


Los auditores del departamento de fiscalización de la Dirección de Grandes contribuyentes y Administraciones de Rentas, deberán elaborar Resolución Determinativa sin ajustes, cuando de la Revisión fiscal no resulte diferencia entre lo revisado y lo declarado por el contribuyente y se debe incorporar al Sistema para que este no sea objeto de nuevas auditorías a periodos revisados.

Notificaciones:


El Acta de cargos, la Resolución Determinativa, la Resolución del Recurso de Reposición, los diferentes Autos y sus correspondientes cédulas tributarias serán emitidos a través del módulo denominado Determinación y Discusión del SIT por el Departamento de Fiscalización (Original y Copia) y remitidos al Departamento de Cobranzas, para que sean debidamente notificados. El Jefe de Cobranzas debe enviar copia de los documentos notificados al contribuyente, al Jefe de Fiscalización para incorporar al SIT la fecha de notificación y anexe en el expediente de auditoría la copia correspondiente, a más tardar al día siguiente después de notificadas.

El departamento de Cobranzas deberá dejar copia de la resolución determinativa para su control.

La Resolución por Infracción y Sanción Tributaria, debe ser generada por el supervisor a través de la opción Multas Administrativas, seleccionando en el sistema el concepto correspondiente y notificada por el Jefe de Fiscalización, bajo la opción notificación de resoluciones.

Las Unidades Recaudadoras que no posean SIT, deberán registrarla en las tarjetas de cuenta corriente.